Se resuelve conflicto sobre transporte de gas

El Gobierno de México ha anunciado este martes la firma de acuerdos en la renegociación de los contratos sobre la gestión de los gaseoductos firmados con diversas empresas, lo que ahorrará a las arcas públicas unos 4.500 millones de dólares gracias a la reducción de las tasas de transporte del gas natural.

Los convenios ponen fin a la amenaza de la empresa estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE) de recurrir al arbitraje internacional por varias claúsulas de los contratos de siete gaseoductos, entre los que destaca uno recién construido por la canadiense TC Energy en sociedad con IEnova, de la estadounidense Sempra Energy, y valorado en 2.600 millones de dólares.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, que denunció hace pocos meses que los contratos firmados durante el Gobierno anterior eran «leoninos» y dañinos para el país, ha destacado en rueda de prensa que el cambio «va a significar un ahorro para la hacienda pública de alrededor de 4.500 millones de dólares».

López Obrador, que ha comparecido acompañado de representantes de las empresas afectadas, ha destacado que estas firmas han aceptado reducir sus utilidades en los contratos de los gasoductos en alrededor de un 30 por ciento y que, en algunos casos, se han ampliado plazos, pero no ha dado más detalles al respecto.

«Ganamos porque se reduce el costo de las tarifas en el transporte del gas (…) Ganamos también porque evitamos un pleito que nos hubiese significado ir a tribunales internacionales, que iba a generar una atmósfera de desconfianza hacia el gobierno y hacia México», ha destacado el mandatario.

El director general de la CFE, Manuel Bartlett, ha destacado que se bajaron de manera sustancial las tarifas de servicio de transporte de gas, «porque era el punto central de la renegociación», para que reflejen «costos reales». Estas tarifas serán fijas, planas y niveladas a través el tiempo.

La primera empresa que llegó a un convenio fue una filial del Grupo Carso, del magnate mexicano Carlos Slim; mientras que aún falta afinar detalles sobre los contratos de dos tumberías de Fermaca, controlada por el fondo suizo Partners Group.

IMG, la alianza entre TC Energy e IEnova, espera comenzar con la operación comercial del gaseoducto Sur de Texas-Tuxpan –de 772 kilómetros– «en los siguientes días», una vez que reciba el visto bueno de la CFE y del regulador del sector.

IEnova, por su parte, ha confirmado un acuerdo sobre el Gasoducto Guaymas-El Oro y confía en que la CFE brinde «los apoyos que corresponda» para lograr el reinicio de operaciones de la instalación.

Te puedes interesar

Ladrones abandonan tráiler robado pero se llevan al operador

Ocurrió en Tecamachalco Puebla, donde Ladrones abandonaron un tractocamión luego de que metros atrás lo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.