En Durango castigarán a quien explote burros de carga

La jefa del Centro de Control y Bienestar Animal de Gómez Palacio, Haydeé Varela Varela, sostuvo que existen casos de maltrato animal debidamente probados, como es el caso de burros de carga, que podrían pasar a la Vicefiscalía General para aplicar castigos más severos a quienes incurran en ello.

Hizo ver que la misión de esta dependencia no sólo se centra en las mascotas de casa, sino lo mismo puede ir hasta cuidar del maltrato a otro tipo de fauna, de ahí que se mantiene la vigilancia en los llamados «carretoneros» debido a que en muchas ocasiones se está comprobado su abuso hacia estos animales de carga como son burros, caballos y mulas.

Precisó que casos de este tipo pueden ser turnados hasta las autoridades de la Vicefiscalía General del Estado en La Laguna ubicada en Lerdo, para que proceda en contra de quien o quienes resulten responsables de dichos excesos.

“Si el denunciante presenta todas pruebas en favor de este tipo de animal de tiro, los cuales sufren al ser forzados a trabajar largas jornadas sin alimento y agua, así como cuidado en caso de enfermar, sobre todo bajo las altas temperaturas que se registran en la región”.

Explicó que en la Ley de Protección y Bienestar Animal para la Sustentabilidad en el Estado de Durango, existe un apartado donde se establecen las sanciones aplicables a quien la transgrede en detrimento de este animal de carga.

Y detalló que en dicha ley refiere que el animal no puede cargar mas de lo que pese, sin embargo hay burreros que lo ignoran y los obligan a

«tirar» con carros que llegan a un peso de hasta dos toneladas de escombro, basura y muebles viejos, incluso electrodomésticos que son pesados.

Varela Varela admitió que persisten los abusos hacia los animales para la carga y el transporte, dando los animales una sola comida al día y con una sola dotación de agua, cuando cada cinco horas deben ser hidratados.

“Estas bestias de carga son obligados a tirar los carros, maltratados, enfermos y sin comer en ocasiones, además de que son desechados, pues no les gusta invertir en sus cuidados o recuperación en su caso de una enfermedad cuando el burro, la mula o el caballo ya no es rentable”.

Reiteró que en Gómez Palacio el maltrato animal es regulado y hasta penado, por lo que inspectores del Centro de Control y Bienestar se mantiene a la expectativa para atender cualquier tipo de quejas por esta circunstancia.

Te puedes interesar

Establecen horarios para carga y descarga en Centro Histórico de la CDMX

La Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México estableció los horarios de circulación y …