Scania quiere competir en el segmento de carga

La modernización del Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea (TLCUEM) le permite al fabricante sueco de camiones y autobuses Scania incursionar en el segmento de vehículos de carga en el país.

A partir de este año, la empresa empezó a importar, libres de arancel, camiones de carga de varios tamaños y capacidades que se pueden utilizar para varios servicios, como transporte de carga, camiones de bomberos, mezcladoras de concreto, recolección de basura, rescate aeroportuario, así como servicio de comida.

Enrique Enrich, director general de Scania México, dijo que la apuesta de la compañía al segmento de carga es muy grande, pues es el de mayor venta y renovación de unidades en el país.

“Con el acuerdo de libre comercio con la Unión Europea, ya podemos importar camiones hechos en Suecia con especificaciones europeas”, mencionó.

“Hasta ahora, el mercado sólo nos permitía el emplacamiento de autobuses con especificaciones europeas, pero ya se permite [el emplacamiento] de camiones de carga”, explicó Enrich en entrevista con EL UNIVERSAL.

Scania trajo algunos prototipos de camiones de carga desde 2016, pero fue hasta principios de este año que los empezó a comercializar de manera formal.

“Importar sin arancel nos permite armar los modelos a medida. Tenemos una serie de cabinas, motores, distintos largos, configuraciones de ejes y los más vendidos son los modelos a diesel para full”, agregó el directivo.

Scania tiene como meta para los próximos cinco años convertir a México en el segundo mercado más grande para la compañía en cuanto a camiones de carga, sólo después de Argentina.

Hace dos años, 70% de las ventas de Scania en el país eran de autobuses foráneos y 30% eran autobuses urbanos.

Ahora, por cada autobús y medio entregan un tractocamión.

Scania también fue una de las compañías que se encargó de venderle pipas al gobierno federal para repartir combustible, una buena oportunidad para demostrar las capacidades y la seguridad de sus vehículos de carga.

El 8 de octubre, Scania cumplió 25 años de operación en el país.

La empresa tiene una planta de ensamble de autobuses en el estado de Querétaro, la cual sigue fabricando autobuses foráneos y de transporte urbano.

Scania tiene 40% de participación de mercado en el segmento de autobuses foráneos desde 2012, pues además de comodidad y seguridad ofrecen un buen rendimiento de combustible.

“A veces somos hasta 10% mejores en consumo de combustible que los tradicionales camiones estadounidenses y nuestra cabina es mucho más segura y, de fábrica, ofrecemos el frenado de emergencia tanto para autobuses como para camiones.

“Así como sistemas de seguridad antivolcadura, buscando siempre la manera de sumar a que las carreteras sean cada vez mas seguras”, destacó Enrich.

Para este año, Scania espera superar la venta de mil unidades.

El año pasado, la firma comercializó 890 vehículos de carga y transporte, pero este 2019 esperan superar por mucho ese número gracias a la comercialización de camiones de carga.

Scania también cerrará el presente año con 62 distribuidores y centros de servicio que pertenecen directamente a la empresa, es decir, el distribuidor en Torreón, Coahuila, pertenece a Scania México, que, a su vez, forma parte de Scania en Suecia.

“Esto lo hacemos para estar más cerca de los clientes, para nosotros el cliente no es un problema; queremos estar cerca de ellos”, aseguró el directivo.

Scania emplea directamente a 450 personas en el país y calcula que la planta fabricará unos 850 autobuses foráneos y urbanos durante este año.

Fuente El Universal

Artículos relacionados

PUBLICA AQUI

Back to top button