Puerto de Veracruz cumple con normas para evitar lo que pasó en Beirut

Tras la explosión que dejó mas de 130 muertos en Beirut Libano, los puertos de México se cuestionan si estan preparados para evitar una potencial explosión por materiales peligrosos.

Se realizan una serie de protocolos de seguridad, los cuales dan certeza en la operación de carga y descarga de mercancías de todo tipo, incluyendo las denominadas peligrosas, las cuales se manejan con todo el cuidado y calidad que la norma establece, por lo que el puerto de Veracruz es seguro, con plena responsabilidad social y ambiental, afirmó el director general de la Administración Portuaria Integral, Miguel Ángel Yáñez Monroy.

Dijo que lo anterior es resultado de la aplicación irrestricta de la norma vigente para el manejo de cargas consideradas peligrosas, la cual establece que para poder almacenar estas mercancías, los recintos fiscalizados deberán de contar con un almacén o un área especial para este tipo de carga, esto conforme a lo establecido en el artículo 23, fracción II de la Ley Aduanera y en aplicación a la NOM-033-SCT4-2013, o a su homóloga vigente, lo que es relativo a los lineamientos para el ingreso de mercancías peligrosas a instalaciones portuarias.

Así como a la NOM-023-SCT4-1995 o su homóloga vigente, que establece las condiciones para el manejo y almacenamiento de mercancías peligrosas en puertos, terminales y unidades mar adentro.

Para el pleno cuidado de este tipo de cargas, existen procedimientos para el manejo y almacenamiento temporal de Productos, Sustancias, Materiales y Mercancías Peligrosas en el puerto, donde primero se define a las mercancías peligrosas por sus altos índices de inflamabilidad, explosividad, toxicidad, reactividad, radiactividad, corrosividad o acción biológica, las cuales pueden ocasionar una afectación significativa al ambiente, a la población o a la infraestructura.

Cabe aclarar que en cuanto a sustancias explosivas y radiactivas se procura que se descarguen en forma directa, es decir, sin posibilidad de almacenaje en el puerto. Desde su ingreso al recinto portuario, las mercancías peligrosas son objeto de una segregación o disposición alejada de otras cargas, lo cual se basa en los criterios del Código Marítimo Internacional de Mercancías Peligrosas, teniendo un plazo para su desalojo hasta de tres días, y si no se recogen causarán abandono, siendo puestas a disposición de la autoridad aduanera.

Este procedimiento está indicado en las Reglas de Operación del Puerto de Veracruz, siendo del pleno conocimiento tanto de las terminales como los cesionarios que se encuentran dentro del Recinto Portuario, que son las empresas que se dedican a su operación y manejo desde su descarga del buque.

Por Andrés Salomón

Artículos relacionados

PUBLICA AQUÍ TU COMENTARIO!

Back to top button