(VIDEO) Cómo serán las camionetas del futuro

Mercedes-Benz presentó su “Vision Van”, un prototipo de transporte de mercancías que será autónomo e incluirá dos drones de entrega para optimizar el trabajo. El video de una obra de ciencia ficción que apela a lo minimalista
El concept car de Mercedes-Benz fue presentado durante el Van Innovation Campus

El advenimiento de las nuevas tecnologías impacta a todo el campo automotor. El futuro de la automoción está signado por las innovaciones al servicio de la búsqueda de soluciones en materia de confort, practicidad y movilidad. La influencia de componentes tecnológicos se ha derramado por toda la industria. Las principales compañías invierten recursos para adelantarse a los esquemas de movilidad del mañana: vehículos de todo tipo, desde los más convencionales hasta los que todavía no existen, forman parte del colectivo imaginario de lo que vendrá.

Según Mercedes-Benz, las camionetas, las furgonetas, y los instrumentos de distribución de mercancías no perecerán. Pero sí se sometarán a reconfiguraciones, transformaciones en tren de perseguir el ritmo de una industria obsesionada por la vanguardia. Mercedes-Benz Vision Van es el plan de la firma germana para el transporte de mercadería del futuro. Es un nuevo prototipo, resultado del pronóstico, la evaluación y las líneas de diseño e innovación orgánica que ha dejado entrever la marca de la estrella.

www-infobae-com

En el marco de la iniciativa “adVANce” y exhibida durante el Van Innovation Campus, la camioneta se presenta como un modelo eléctrico, sustentable, autónomo, conectado, inteligente y con un espacio de carga regido por estructuras automáticas. Su propulsión sostenible de cero ruido y nula emisión de gases la convierte en un fiel aliado de las grandes ciudades, al respetar el silencio de la noche y promulgar medidas medioambientales. Recoge la gestión de inteligencia artificial en la conducción autónoma -casi una obviedad al fusionar futuro y automoción- y eroga con su motor eléctrico 75 kW o 100 CV y 270 Nm, en compañía de un paquete de baterías que manifiesta una velocidad máxima de 120 kilómetros por hora y una autonomía de carga teórica de 270 kilómetros.

La compañía la define como una “combinación de soluciones innovadoras para el reparto en ámbito urbano y suburbano. Es la primera furgoneta que conecta digitalmente a todas las personas y procesos involucrados, desde el centro de distribución hasta el cliente. Con esto ofrecemos una idea del futuro de las furgonetas y la tecnología de automatización inteligente que conecta el proceso de carga, el transporte por carretera y la entrega al destinatario”.

Su valor distinguido es el gestor automatizado del espacio de carga: un instrumento controlado por software y algoritmos que procesarán toda la información necesaria. Gracias a un nivel de conectividad plena, la Van elaborará el ruteo más eficiente, decidirá qué paquetes estibar y recoger, y operará los dos drones que incorpora el prototipo en el techo para optimizar el trabajo de entrega. Estos aparatos tejen un diámetro de diez kilómetros y son capaces de cargar mercancías de menos de dos kilos. Para la entrega manual, efectuada por una persona que fiscalizará la red de tecnología del vehículo, el propio mecanismo localizará el paquete y lo dispensa para que el operario encargado de la entrega no tenga que ingresar al módulo.

Su calidad de diseño es una continuación de las visiones de futuro de la compañía. Su carrocería recuerda el cuerpo de la Mercedes Sprinter y rememora los cortes en las línea frontales del Mercedes-Maybach 6: una obra que combina las mejoras piezas del ayer y adopta el concepto de futurismo de la marca. La cabina dispone de un amplio espacio interior, sin volante ni pedales y con un joystick como modo de control. El tablero de comandos se convierte en una plataforma de información, el parabrisas concede una visión de 180 grados y todo el espacio para la conducción autónoma se destaca por su simplicidad, su pragmatismo y minimalismo. Una apertura en la zona trasera, que vincula con el espacio de carga, permitirá al operario acceder al producto.

Mercedes-Benz presume de ser una compañía vanguardista dentro de la industria automotriz. Con una inversión de 500 millones de euros, la firma alemana financia sus centros de conocimiento emplazados en Silicon Valley y Stuttgart. Si bien es un prototipo que manifiesta una idea, un concepto futurista, la Vision Van simula una perspectiva audaz de cómo será el transporte de mercancías del mañana.

Fuente Infobae

Te puedes interesar

Éstas son las aerolíneas con mejor y peor rendimiento del mundo

Entre los pasajeros existe la gran preocupación sobre las probabilidades de encontrarse con un vuelo …