Se desploma aeropuerto de Toluca, pierde vuelos y pasajeros

El aeropuerto de Toluca se vacía de pasajeros y aviones. El aeródromo, que se sitúa a 40 kilómetros del distrito de Santa Fe de la capital, ha perdido más de 1.45 millones de pasajeros en los últimos cuatro años mientras aerolíneas como Interjet, VivaAerobus, Aeromar o Aeroméxico reducían su frecuencia de vuelos o cancelaban sus rutas en favor del Aeropuerto Internacional Benito Juárez de la Ciudad México, que se encuentra más cerca del centro de la ciudad.
En el año 2014 pasaron por el aeródromo de Toluca 713,288 pasajeros comerciales, un 67 por ciento menos en el año 2010, cuando aterrizaron y despegaron del aeródromo unos 2.16 millones de pasajeros. La caída de viajeros se fue agudizando hasta 2013, cuando vivió un pequeño repunte gracias a la vuelta de algunas aerolíneas como Aeroméxico, que puso vuelos diarios a Guadalajara y Monterrey y de fin de semana a Acapulco y Cancún.
Aeromar y VivaAerobus siguieron sus pasos y abrieron rutas desde Toluca en 2013, pero se cerraron menos un año después. Así, Aeroméxico anunció en mayo de 2014 que “suspendía indefinidamente” las rutas de Acapulco, Guadalajara y Moterrey y mantenía los fines de semana los vuelos a Cancún, que todavía opera. Por su parte, VivaAerobus canceló el año pasado la ruta Villahermoso-Toluca y Aeromar ya no ofrece vuelos desde el aeródromo que opera OHL desde 2005. Siguen volando desde Toluca Interjet, Spirit y Volaris, aunque han reducido mucho su frecuencia desde que les dejaron trasladarse al aeropuerto internacional. Así, con respecto a 2013, los pasajeros han caído 34.5 por ciento desde los 1.08 millones.
En el primer semestre de 2015, el aeródromo vio como sus pasajeros volvían a caer un 9.9 por ciento hasta los 334,962, por lo que si la tendencia se mantiene, Toluca puede cerrar 2015 con menos 670,000 pasajeros comerciales. Una cifra que está muy lejos de la registrada en 2010 y más aún de la vivida en su mejor año de operación: 2008, cuando vio pasar 4.7 millones de pasajeros. La primera gran caída de viajeros se notó en 2009, año en el que la influenza lastró el sector turístico mexicano y se cerraron las fronteras con EU. Así, en 2009, Toluca tuvo 2.39 millones de pasajeros, más de dos millones menos que en 2008.
Tras el desplome de los pasajeros y la fuga de las aerolíneas se encuentran los problemas de conectividad del aeropuerto. Y es que, para los habitantes de la Ciudad de México es complicado llegar a las terminales porque el largo tiempo de traslado y los problemas que suelen surgir en las carreteras.
OHL México, que tiene la concesión del Aeropuerto Internacional de Toluca hasta 2050, confía en que en unos años repunte el tráfico de aviones y de pasajeros. Por un lado, ya se ha puesto en marcha la construcción del tren México-Toluca, que estará operativo a partir de 2017. OHL, que ganó la licitación de la obra por 10,148 millones de pesos, espera que el tren facilite la conexión con el aeropuerto, informan fuentes del mercado.
También está entre las perspectivas de la filial azteca de OHL, que ha logrado aumentar el ingreso por pasajero en el último semestre, que la ciudad de México crezca hacia la zona de Toluca y que la construcción del nuevo aeropuerto Internacional en DF haga más atractivo y cómodo para los clientes desplazarse hasta Toluca.

Fuente Economía Hoy

Te puedes interesar

Tesla podría preparar su tecnología autónoma para camiones

La compañía fabricante de vehículos eléctricos Tesla podría estar preparando su tecnología autónoma también para …