Retraso en Fase III del Tren México-Toluca

Colocada como la obra que rescatará el paquete de proyectos ferroviarios que el presidente Enrique Peña Nieto presentó a principios de sexenio, el Tren México-Toluca deberá estar en operaciones en 2018, de lo contrario tendrá que contabilizarse como un fracaso más de la actual administración en el sector de infraestructura.

El proyecto que representa una inversión total cercana a los 40 mil millones de pesos, y que correrá de Zinacantepec, en el Valle de Toluca, a Observatorio, en la Ciudad de México, deberá iniciar su fase de pruebas en la segunda mitad de 2017, según lo ha asegurado en repetidas ocasiones el titular de la SCT, Gerardo Ruiz Esparza.

Sin embargo, y a pesar de que las tres etapas de construcción en las que se ha dividido el proyecto se encuentran plenamente adjudicadas, existe un retraso importante en la denominada Fase III, que correrá de la estación Santa Fe hasta la terminal de Observatorio, atraso que podría calcularse incluso por arriba de los 12 meses.

La última Fase del Tren-México Toluca fue adjudicada en diciembre de 2014 al consorcio liderado por Caabsa, de Mauricio y Luis Amodio.

Los desarrolladores del centro comercial Santa Fe quedaron a cargo de los últimos 9.6 kilómetros del trayecto y recibieron, para dar inicio a los trabajos, un anticipo cercano a los 900 millones de pesos, procedentes de los más de diez mil millones que se tienen presupuestados para esta etapa.

No obstante, el panorama en esta tercera fase, que contempla como estructura un viaducto elevado, se mantiene aún sin avances, a pesar de que se han superado 400 de los 730 días naturales que se dieron al consorcio ganador para entregar finalmente la obra.

El evidente retraso cobra mayor importancia si se toma en cuenta que las Fases I y II del tren estarían listas al finalizar este año, tal como lo han reportado a Comunicaciones y Transportes sus respectivos encargados, llámense La Peninsular de Carlos Hank Rhon e ICA de Bernardo Quintana.

También cobra relevancia la responsabilidad que caería sobre la administración de Miguel Ángel Mancera de no entregarse la obra en tiempo y forma, sobre todo cuando parece que los tramos encargados de manera conjunta a la SCT y al equipo del gobernador Eruviel Ávila podrían estar listos sin contratiempos.

Fuente Dinero en imagen

Te puedes interesar

Un Porsche de Lego? lo podras ver en la CDMX

Por primera vez en nuestro país se podrá admirar el modelo del Porsche 911 RS …