¿Quiénes son los huachicoleros?

Luego de la muerte de 10 personas, el presidente mexicano Enrique Peña Nieto anunció un plan militar para acabar con el negocio de los huachicoleros.

Desde hace años el estado mexicano de Puebla es víctima de los #huachicoleros, ladrones de gasolina que han contribuido a la descomposición social de la región. Luego de la muerte de seis civiles y cuatro militares en un choque entre las fuerzas de seguridad y los contrabandistas de combustible, el presidente mexicano Enrique Peña Nieto decidió finalmente activar un plan para acabar con el fenómeno. Además de usar como escudo humano mujeres y niños, ahora los huachicoleros estaban fomentando protestas y disturbios entre la población.
Los ataques en Palmarito Tochapan
Todo comenzó la noche del miércoles en Palmarito Tochapan. Un grupo de soldados recibieron una denuncia sobre la presencia de contenedores de gasolina ilegal, por lo que llegaron al lugar señalado fueron recibidos con disparos y cuando trataban de defenderse, los huachicoleros se protegían con mujeres y niños.

Por esta razón, una señora y un menor de edad murieron en los enfrentamientos. Una estrategia muy parecida a la que usan los narcotraficantes para defenderse de los cuerpos de seguridad.

Las autoridades decidieron desplegar más de 600 militares para resguardar la zona. Sin embargo, los huachicoleros cuentan con un ejército similar, si no más equipado en cuanto a armas se refiere.

La palabra “huachicoleros”

Los huachicoleros no son otra cosa que ladrones de combustible, aquellas personas que se dedican al contrabando de gasolina que extraen directamente de los ductos de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex). Son también conocidos como “chupaductos” y han desarrollado una red de tráfico de gasolina en los últimos años. Hasta ahora, el gobierno y las fuerzas de seguridad habían subestimado el fenómeno y las consecuencias violentas en la sociedad.

El nombre huachicoleros viene de la palabra huachicol, que era como se llamaba el producto que derivaba de la alteración del brandy, whisky o ron con el alcohol de caña.

Luego, el término fue usado para referirse a los combustibles robados por los conductores de tráileres. La zona en la que los huachicoleros reinan es el “Triángulo Rojo” de Puebla, entre los municipios de Tepeaca, Tecamachalco, Quecholac y Palmar de Bravo. El gobierno de Enrique Peña Nieto anunció un plan para erradicar a los huachicoleros.

Según José Antonio Gali, gobernador de Puebla, serán asignados 2000 soldados para reforzar la presencia del Ejército en la zona.

Daños económicos y estructurales

Según el último informa de Pemex, entre el 2011 y el 2016 los ladrones de gasolina han sacado en manera ilegal más de 755.869 litros de combustibles. Material que está calculado en casi siete millones de pesos. Los mayores daños no son económicos sino estructurales, porque para sacar la gasolina hay que romper los ductos. La cifra de este daños es de 1.783 millones de pesos.

La supuesta complicidad de las autoridades

El éxito de los huachicoleros se ha debido a los bajos precios a los que venden la gasolina.

Mientras la gasolina legal cuesta 18 pesos, la de los chupaductos puede costar entre cinco y siete pesos, lo cual representa un ahorro de más del 60 por ciento. Sin embargo, no todos pueden comprar la gasolina en estos puntos clandestinos. Hay que estar acompañado de alguien de confianza para poder acceder a esta red. Ellos dicen estar muy tranquilos. Una compradora dijo que seguramente están apoyados por las fuerzas de seguridad, porque no tienen ningún temor de ser arrestados: “La primera vez que fui a comprar gasolina a un huachicolero, le pregunté si podía tener problemas con la policía. Me respondieron que se trataba de un negocio bastante seguro”.

Fuente Blasting news

Te puedes interesar

El “Dieselazo”para las ferroviarias

En la primera semana de este mes, ExxonMobil abrió la primera gasolinera en México que …