¿Qué hay detrás del accidente de Aeroméxico en Durango?

El accidente del avión Embraer 190AR propiedad de Aeroméxico Connect, que el pasado 31 de julio viniera a tierra luego de haber despegado del Aeropuerto Internacional de Durango, quedará en la memoria colectiva de la aeronáutica mexicana como un verdadero logro en la pericia y adiestramiento de los pilotos responsables del vuelo.

Sin embargo, alrededor de este percance han surgido teorías que señalan la posibilidad de que dentro de la cabina hubiera existido un tercer piloto que auxiliaba a la tripulación responsable del vuelo.

Según informes de la compañía, además de las condiciones desafiantes de meteorología a las que se expusieron los pilotos aquel martes, también hubo un ‘Piloto Viajando en Cabina’ (PVC), quien presuntamente pudo haber despegado la aeronave con el apoyo del Capitán Carlos Galván Meyrán.

Hasta el momento Grupo Aeroméxico no ha desmentido o afirmado nada sobre este “tercer piloto”, el cual, en primera instancia, no ameritaría una violación a las normas internas que permiten la presencia en cabina de más pilotos, siempre y cuando éstos pertenezcan a la misma compañía y no interfieran en la operación de la aeronave, la cual sólo deberá  ser efectuada por tripulantes con licencia, examen médico vigente y capacidad (habilitación) del equipo del que se trate.

En este sentido, se ha especulado que el tercer piloto se encontraba sentado en el lado del Primer Oficial y podría haber participado en las operaciones de despegue de la aeronave matrícula XA-GAL, en vez de estar observando el vuelo desde el Jumpseat; además de que, se dice, era un piloto en fase de adiestramiento inicial, lo que supone la falta de habilitaciones legales para operar la aeronave.

En caso de que este escenario fuese real, las licencias del Capitán Carlos Galván Meyrán, el Primer Oficial Daniel Dardon y el Piloto Observador y/o Piloto Viajando en Cabina, podrían ser canceladas.

Lo que hasta el momento se sabe es que fue un intenso “viento de tijera” lo que ocasionó la colisión de la aeronave momentos después de su despegue del aeropuerto, así como una cabina mal configurada, es decir, la presencia del “tercer piloto”.

No obstante, las investigaciones continúan con la colaboración del fabricante del avión, autoridades brasileñas, el sindicato de pilotos, la Dirección General de Aeronáutica Civil en México y la Administración Federal de Aviación.

La figura de Piloto Observador o PVC figura dentro de los Manuales de Adiestramiento de algunas aerolíneas las cuales señalan que éstos pueden viajar dentro de la cabina sin que sean considerados como tripulación de vuelo, ya sea por voluntad o por requerimiento de la misma compañía.

En algunos casos esta figura solo se logra a través del interesado (piloto) quien por voluntad propia y con gafete de la compañía, pude subir al avión y ocupar el asiento denominado Jumpseat, a reserva de la autorización del capitán en vuelo, pero no tendrá viáticos, pago y hospedaje en el destino, ya que no está dentro de sus horas laborales.

Esta figura sólo podrá observar el vuelo sin tener ninguna responsabilidad a bordo, y por ende, sin poder manipular  la aeronave o tomar decisiones en vuelo.

Al respecto, se espera que este jueves 30 de agosto el CEO Andrés Conesa Labastida, en compañía de funcionarios de la Dirección General de Aeronáutica Civil en México (DGAC) y el Comité de Investigación, ofrezcan una rueda de prensa en la que emitan un informe preliminar del accidente del vuelo AM2431.

Te puedes interesar

Hay una app que funciona como tu mecánico digital

No conforme con atraer a millones de usuarios en todo el mundo con su famosa …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.