Mobil debuta con infraestructura “antihuachicol”

El sector gasolinero está viviendo una era que parecía impensable. Bastaba con recorrer la semana pasada los stands de las diferentes marcas que se dieron cita en Cancún para celebrar la Onexpo 2018: ya hay 43 nuevas firmas en el país y ya 24 por ciento de las 11 mil 973 estaciones de servicios que existen están con alguna marca nueva.

“La verdad es que hay mucho interés; hasta 10 empresas diferentes se nos acercaron para trabajar con sus productos y marca”, cuenta Rafael Zorrilla, director general de Grupo Policon de Puebla, que desde el 30 de mayo comienza la apertura y reconversión de sus 35 gasolineras bajo los logos y con los productos de Mobil.

“Hay un antes y un después de la llegada de nosotros a este sector. De hecho todavía seguimos siendo los únicos que sí vendemos gasolina importada en las 35 gasolineras Mobil”, dice Carlos Rivas, director de Combustibles de ExxonMobil México, quien tiene anotado en su business plan cerrar 2018 con las 170 estaciones que tiene comprometidas. Gracias a un acuerdo con Kansas City Southern de México y la inversión en terminales de la firma Bulkmatic, es la primera compañía que trae su producto texano directo a estaciones. “Y los clientes lo notan, por la calidad del producto y sus aditivos, por ejemplo, llegan a dar ahorros de hasta 15 por ciento en sus cargas habituales”, destaca Roberto Serrano, de TopGas de Guanajuato, quien también optó por esta marca. Pero no es lo único en lo que han tomado la delantera ExxonMobil. “Somos los primeros en tener cuatro terminales privadas de almacenamiento y ya comenzamos a construir nuestro propio oleoducto de Tuxpan a Tula”, abunda Martín Proske, director de Mercadotecnia de Combustibles de la empresa. Se trata de una inversión de 600 mdd de Grupo Simsa e Invex (proyecto INI IV) que estará listo para transportar gasolina importada por barco desde su terminal de Baytown, Texas, hasta el puerto de Veracruz y de allí a su otra terminal de Tula. “Aún sin esta infraestructura física hoy ya tenemos 25 días de inventario de combustible en el país”, añade Rivas. Hoy Pemex solo tiene tres días de inventario.

¿Cómo garantizar que esos 200 km privados no sean víctimas de robo? “Nuestros ductos tendrán tecnología de punta, que incluye una membrana superior que registra cualquier presión, así como un sistema con fibra óptica que detecta cuando hay baja de presión en la red y corta el suministro. Es un sistema que ya usamos en casos similares de robo en Colombia y Venezuela”, afirma Proske.

¿Será muy complicado para Pemex pedirles asesoramiento o comprar esa tecnología a ExxonMobil, ya que a pesar de los planes y detenciones no baja el robo de gasolina?

Te puedes interesar

Interjet la mas puntual, Aeroméxico la peor

Interjet encabezó en noviembre el ranking como aerolínea más puntual de México, con un índice de …