DHL y Ford producirán camioneta eléctrica de reparto

DHL y Ford se han aliado para producir una furgoneta de reparto. El proyecto ha sido tan exitoso que ha provocado que muchas más empresas se hayan sentido atraídas por lo eléctrico. ¿Qué esconde tras de sí este vehículo?

Quizás, este es el empujón que necesita el público para lanzarse a la compra de un coche eléctrico. El mercado de la paquetería y envíos exige una flota de vehículos que sea, sobre todo, eficiente.

Con eficiencia nos referimos, por supuesto, a que tenga la fiabilidad que se le exige a un medio de transporte que pasará gran parte de su vida útil yendo y viniendo. Es más, la mayoría de los trayectos, en este tipo de compañías, suelen realizarse en el medio urbano, por lo que se requiere un mayor esfuerzo por parte de las mecánicas.

La tecnología eléctrica ha demostrado su valor en el sector del reparto

Ante esta situación, ¿puede un vehículo eléctrico desempeñar tales funciones? Pidiendo como único requisito realizar las correspondientes paradas para recargar las baterías, lo cierto es que sí que han demostrado su valía en multitud de ocasiones.

El mejor ejemplo que se puede poder es el de la mensajería llevada a cabo por Deutsche Post DHL, uno de los servicios de transporte más eficaces del país teutón. ¿En qué se ha basado su estrategia para que las compañías europeas lo tengan como modelo de referencia? Aquí van algunas claves.

StreetScooter WORK XL, una camioneta simple, pero venerada por todos

Así es, la furgoneta eléctrica comenzó a funcionar en el seno de la empresa para realizar los repartos a un precio más económico. La inversión, tal y como se recoge en La Vanguardia, buscaba reducir el coste por kilómetro realizado.

Sin embargo, pronto han comenzado a surgir las primeras voces que claman por la venta del producto a otras compañías del mercado. ¿Por qué gozan de tanta popularidad?

El servicio de paquetería de Alemania ha electrificado gran parte de sus envíos.

Lo primero que es necesario destacar es el pacto que formaron hace unos meses Deutsche Post DHL y el fabricante de automóviles Ford. Ambas compañías acordaron realizar conjuntamente un proyecto sostenible para reducir las emisiones contaminantes.

Así es como surgió la StreetScooter WORK XL, un nombre poco vistoso desde el punto comercial, pero que ha encandilado a muchas empresas. Tanto es así que ya son varias las compañías que se han mostrado interesadas en la compra de flotas de unidades.

De hecho, en un principio iban a fabricarse un total de 150 unidades de esta camioneta. ¿Puedes imaginar cuántas van a fabricarse? ¡Nada más y nada menos que unas 2.500 unidades hasta finales de 2018! ¿Por qué han tenido tanto éxito? Aquí van algunas pistas de lo acontecido.

Algunos motivos que han impulsado el éxito comercial de la camioneta.

Existen varias alternativas para el transporte de mercancías, pero ninguna cuenta con tal volumen de pedidos. ¿A qué se debe? La especialización es una de las principales causas.

Según se puede leer en ForoCochesEléctricos, la StreetScooter WORK XL está especialmente diseñada para el reparto. Está fabricada sobre la base de una tradicional Transit, uno de los modelos comerciales más vendidos en Ford. De hecho, fue la propia compañía norteamericana la que ganó el concurso para producirla.

La StreetScooter WORK XL está basada en la Ford Transit. InsideEVs

Según sus especificaciones, es capaz de realizar hasta un total de 200 entregas en un mismo viaje gracias a su volumen de carga, pensado hasta el más mínimo detalle.

Sin embargo, su autonomía está limitada a los 80-200 kilómetros en cada ciclo de carga. Se ha establecido un rango tan amplio de kilometraje porque, a fin de cuentas, la pericia del conductor influye para alargar o acortar su batería.

Sin embargo, su diferenciación está enfocada, principalmente, en el bajo precio. De hecho, al haber sido conjuntamente por ambas compañías, se centraron en el transporte, dejando a un lado cualquier opción relativa al confort o conectividad, entre otros. Simplemente era necesario producir un vehículo para el transporte.

Una política copiada en Correos

Sí, Correos, empresa española de reparto, también cuenta con su propia flota de vehículos eléctricos. Es probable que hayas visto al cartero que realiza la ronda próxima a tu domicilio circular con una moto que no emite ruido, ¿verdad?
Año tras año, van incorporándose vehículos alternativos en el sector del reparto

En los últimos meses, tal y como informó Correos en su propias web corporativa, mostró cómo había ampliado su flota de vehículos eléctricos. Un total de 25 Renault Kangoo ZE y un centenar de motocicletas Scutum forman parte ya del servicio de repartos alternativo.

La compañía española busca adaptarse, de esta forma, a un transporte más limpio por el centro de la ciudad. A decir verdad, ¿qué supone disponer de unos 200 kilómetros de autonomía si únicamente se va a circular por el medio urbano? Parece lógica esta política.

Te puedes interesar

¿Cómo se encuentran las principales carreteras tras el sismo?

A 24 horas del sismo del 19 de septiembre, la Secretaria de Comunicaciones y Transportes …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.