Detienen a chofer de tráiler donde murieron indocumentados en Texas

El conductor del tráiler estacionado en un supermercado del sur de San Antonio, Texas, en cuya caja fueron encontrados ocho inmigrantes indocumentados muertos y otros 30 más en graves condiciones, está detenido, confirmaron hoy autoridades federales.

El procurador federal para el oeste de Texas, Richard Durbin, identificó al chofer del tráiler como James M. Bradley, de 60 años de edad. Bradley fue procesado e internado la mañana de este domingo en una cárcel de San Antonio bajo cargos de contrabando de extranjeros.

Bradley es el propietario y el operador del tráiler que laboraba bajo la razón social de Pyle Transportation, una compañía de transporte de carga con sede en Schaller, Iowa.

Bradley no estaba autorizado a transportar nada en Texas cuando los inmigrantes fueron descubiertos, informaron Mike Pyle y Tom Kolton, administradores de Pyle Transportation en declaraciones al periódico The San Antonio Express News.

Tanto Pyle como Kolton dijeron que estaban sorprendidos por la noticia de las muertes. “Esto es terrible”, dijo Pyle en referencia a las víctimas.

Nuria Olascoaga, vocera del consulado de México en San Antonio, señaló por su lado que personal consular está en los diferentes hospitales y en la oficina del Médico Forense, indagando la nacionalidad de las víctimas hospitalizadas y fallecidas, para en caso de confirmarse que son mexicanas brindar los servicios de apoyo necesarios.

El camión estaba parado al menos desde la noche del sábado en una esquina del estacionamiento de una tienda Walmart en el suroeste de la ciudad, adyacente a la carretera interestatal 35 que conecta a San Antonio, con la comunidad fronteriza de Laredo, Texas.

El Departamento de Policía de San Antonio, indicó en un comunicado que se cree que los ocho inmigrantes murieron como resultado de la exposición al calor y de asfixia, por las temperaturas extremas en el interior de la caja del tráiler.

Sin embargo, la causa oficial de la muerte será determinada por la Oficina del Médico Forense del condado de Bexar.
De acuerdo con las autoridades, la caja del camión era refrigerada pero el aire acondicionado no funcionaba.

Jason Runyen, meteorólogo del Servicio Nacional del Clima, dijo que las temperaturas este sábado en San Antonio alcanzaron los 37 grados centígrados en el exterior y dentro de la caja del camión, pudieron haber superado los 46 grados centígrados.

El jefe de la policía de San Antonio, Williams McManus, informó que un empleado de la tienda llamó a la policía, alrededor de las 00:30 horas de este domingo (06:30 GMT) luego de que un hombre se le acercara pidiéndole agua, cerca de donde se encontraba el tráiler estacionado.

McManus, dijo que los agentes encontraron a 38 personas dentro de la caja del camión, con la posibilidad de que varios otros hubieran huido antes de que las autoridades llegaran al lugar.

“Comprobando el video de la tienda, encontramos una serie de vehículos que llegaron y recogieron a mucha gente que estaba en ese remolque, que sobrevivió al viaje. Estamos viendo un crimen de tráfico de personas esta noche”, dijo McManus, al hablar con los medios en el lugar la madrugada de este domingo.

Charles Hood, jefe del Departamento de Bomberos de San Antonio, indicó que 17 de las personas halladas en el tráiler fueron trasladados al Hospital Universitario y al Centro Medico Brooke del Ejercito en estado de prioridad 1 (con una gravedad que amenaza su vida).

Agregó que otros 13 fueron trasladados bajo prioridad dos (sin amenaza inmediata para su vida) a otros cinco hospitales de la zona.

Hood dijo que los primeros paramédicos que atendieron a los individuos dentro del remolque, dijeron que estos estaban “calientes al tacto”, señalando signos de golpe de calor y deshidratación. “Esta gente estaba en el remolque sin agua”, dijo Hood.

Entre las 38 personas que se encontraron en el interior, al menos dos eran niños en edad escolar.
McManus indicó que las edades de los individuos fueron ubicadas entre los 20 y 30 pero la determinación de edades y géneros se dará a conocer más tarde.

La policía no ha dado a conocer aún el país de origen de las víctimas, el destino o las edades de los difuntos o heridos.

El incidente descubierto la madrugada de este domingo, se asemeja al registrado en mayo de 2003 cuando 19 inmigrantes indocumentados fallecieron asfixiados por el calor en la caja de un tráiler que fue dejado abandonado cerca de la comunidad de Victoria, Texas.

Los inmigrantes formaban parte de unos cien que habían sido encerrados en la caja del tráiler para ser transportados entre McAllen y Houston. Los indocumentados murieron por el calor y la falta de aire dentro de la caja sellada.

Te puedes interesar

Nuevo aeropuerto nace con “pecado original”

En la cuenca que alguna vez fue el gran lago de Texcoco de los aztecas, …