Descarta Ferromex dejar de operar en el sur por sabotajes

Los trenes de Ferromex-Ferrosur no dejarán de circular en la ruta Puebla-Veracruz tras el sabotaje a sus máquinas, aseguró este martes la directora de Relaciones Gubernamentales de la compañía, Lourdes Aranda.

Según información de Grupo México Transportes, el sistema de frenos de un tren de su subsidiaria Ferromex que se dirigía de Veracruz a Puebla y transportaba trigo, fue manipulado el sábado en un acto de sabotaje por personas ajenas a la empresa.

“No hemos tomado la decisión de dejar de circular ni dejar de transportar materiales peligrosos; el tren es un transporte indispensable”, afirmó en entrevista para Grupo Fórmula. Aranda explicó que las operaciones se reanudarán el miércoles.

La directora de Relaciones Gubernamentales de Ferromex-Ferrosur dijo que tenían las pistas para asegurar que fue un sabotaje, debido a que “cortaron las mangueras en dos lugares diferentes. Aún no hay un peritaje oficial, pero nuestros técnicos tienen todos los elementos”.

En la entrevista, explicó que los delincuentes dañaron tres máquinas; cada una tiene un costo de más de 2.5 millones de dólares.

Aunque aún no cuentan con la cifra exacta sobre a cuánto ascienden las pérdidas económicas, Aranda mencionó que la suspensión del servicio no sólo afecta a la compañía, sino a las industrias que reciben sus insumos por este medio de transporte.

“Que no estemos circulando, moviendo mercancías, significa que las industrias se quedan sin insumos. Es una daño a la economía nacional justo ahora que se está renegociando el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) (…) El tren es seguro, es un transporte que traslada productos químicos peligrosos. Debe circular pero en condiciones normales”, precisó.

En una entrevista para Reuters, la funcionaria de Ferromex-Ferrosur dijo que durante las últimas tres semanas han sufrido otros seis “actos de sabotaje”, lo que ha ocasionado que casi 300 mil toneladas de mercancía adicionales queden varadas en el puerto de Veracruz.

“Nuestros clientes están muy preocupados porque tienen desabasto o no están recibiendo los insumos básicos que requieren o no están pudiendo cumplir con sus pedidos”, agregó.

El año pasado se produjeron mil 752 robos y 10 mil 867 actos vandálicos en las vías férreas de todo país, según datos del Gobierno.

Con información de Reuters

Te puedes interesar

Amazon se une con Audi para lanzar auto eléctrico de lujo

La automotriz Audi presentó el lunes por la noche en San Francisco su primer auto eléctrico de …