Critican programa de chatarrización

El nuevo programa de chatarrización para camiones de carga, lanzado en marzo de este año, ha resultado más atractivo para las empresas de transporte que para los hombres del camión, a quienes está dirigido el plan.
Hasta el 4 de agosto, los 153 folios autorizados por el SAT para chatarrizar un vehículo, corresponden a personas morales dedicadas al autotransporte federal de carga, pasajeros y turismo. El presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses Camiones y Tractocamiones (Anpact), Miguel Elizalde, destacó que ningún folio corresponde a una persona física dedicada al transporte de carga o pasaje. “Todos los folios asignados son de personas morales con más de seis vehículos. No hay ninguna persona física con menos de cinco unidades, que es el que verdaderamente tiene una chatarra”, dijo el directivo. Anpact considera que una limitante para que los camioneros aprovechen este programa de estímulos fiscales es que deben estar al corriente con sus pagos de impuestos, emitir factura electrónica y no haber cambiado de propietario del vehículo por lo menos en los últimos siete meses.
“El nuevo programa no te permite el cambio de propietario del primero de enero de 2014 a la fecha, lo que inhibe el cambio de la unidad entre dos o tres personas. Eso se hizo para que los intermediarios no se llevaran una parte del estímulo”, explicó Elizalde.
El nuevo programa de chatarrización otorga un estímulo fiscal por hasta 250 mil pesos por la destrucción de un camión o autobús con más de 10 años de antigüedad, a cambio de comprar uno nuevo.

Te puedes interesar

Estas son las tres rutas más peligrosas del transporte público en CDMX

La Secretaría de Seguridad Pública capitalina detectó las tres rutas de transporte público de pasajeros …