Así funcionan las fotomultas

Las fotomultas son uno de los novedosos y controvertidos complementos del reglamento de tránsito que tal vez aún muchos no comprenden, pero esta herramienta tiene un proceso de detección, validación, notificación y pago.

Como muchas personas creen, este tipo de sanción no sólo se aplica a quienes exceden los límites de velocidad permitidos sino por realizar una vuelta prohibida, invadir el paso peatonal o los carriles confinados, pasarse el semáforo en alto o usar el celular cuando se conduce.

Así es el proceso:

1.- Para hacerse acreedor a una fotomulta, el primer paso es la detección mediante las cámaras fotográficas de la empresa que captura la imagen instantánea y de inmediato la envía a la Secretaría de Seguridad Pública.

2.- Posteriormente en el área de tránsito, para la validación y determinación de la multa, personal de la Secretaría de Seguridad Pública autorizado para infraccionar, revisa, valida, firma electrónicamente y emite la multa. Este paso tiene una duración de 5 días aproximadamente y es hasta ese momento cuando se impone la multa.

3.- Paso siguiente, se notifica personalmente al ciudadano de la sanción generada, en un plazo de 10 días aproximadamente.

4.- Cuando el conductor realiza su pago en la Tesorería, seguridad pública capitalina paga a la empresa encargada de este servicio.

Para quejas y denuncias la Secretaría de Seguridad Pública pone a disposición los números 52 08 98 98, también a Secretaría recuerda a los automovilistas que en su micrositio pueden conocer más acerca del reglamento de tránsito, su funcionamiento y procesos a seguir en caso de ser sancionados.

 

Fuente Excelsior

Te puedes interesar

Chatarrización en el 2016 cumplió sólo 50% de la meta

El esquema de chatarrización o renovación del parque vehicular se quedó corto y en buenas …

B